Aprobada solicitud de extradición de “El Tigre” Bonilla
El 10 de marzo, un juez le dictó arresto preventivo al exjefe de la Policía Nacional luego de culminar la primera audiencia o de información en el cuartel general del Ejército.

 Aprobada solicitud de extradición de “El Tigre” Bonilla  El 10 de marzo, un juez le dictó arresto preventivo al exjefe de la Policía Nacional luego de culminar la primera audiencia o de información en el cuartel general del Ejército.

TEGUCIGALPA. Este viernes se aprobó la extradición del exdirector de la Policía Nacional, Juan Carlos “El Tigre” Bonilla, luego de concluir la audiencia de presentación y evacuación de medios de prueba en contra del exdirector policial, quien enfrenta cargos por tráfico de drogas y armas por parte de la justicia de Estados Unidos.

“El Tigre” fue trasladado bajo fuertes medidas de seguridad desde el Primer Batallón de Infantería hasta el Fuerte General Cabañas, en Tegucigalpa, donde se dio a conocer que sí se le concede la extradición por parte de un juez natural, no obstante, aún no han dictado fecha oficial de su traslado.

El exdirector de la Policía Nacional solicitó defensa pública porque aseguró no tener los recursos económicos para contratar abogados privados. Por lo tanto, algunos expertos opinan que Bonilla estaría allanando el camino para hacer expedito el proceso de extradición y así defenderse en los Estados Unidos.

El pasado 10 de marzo, un juez le dictó arresto preventivo al exjefe de la Policía Nacional luego de culminar la primera audiencia o de información en el cuartel general del Ejército.

La audiencia en ese entonces estaba prevista inicialmente que se celebrara en la Corte Suprema de Justicia (CSJ), pero se trasladó para la unidad militar por falta de energía eléctrica en la sede del Poder Judicial, por un corte rutinario programado con anticipación por la estatal eléctrica.

Bonilla Valladares es acusado por la Fiscalía de Nueva York de dos cargos relacionados con el narcotráfico y uso de armas, por lo que podría enfrentar en Estados Unidos un máximo de cadena perpetua.

El exjefe de la Policía es acusado de participar en conspiración para importar cocaína a Estados Unidos, usar y portar ametralladoras y dispositivos destructivos con relación a la conspiración para importar drogas, usar y portar armas de fuego para promover la conspiración de importación de cocaína.

Capturado en marzo

“El Tigre” Bonilla fungió como jefe de la Policía Nacional entre 2012-2013 y fue capturado el 9 de marzo de este año en el sector de Zambrano, unos 30 kilómetros al norte de Tegucigalpa.

Según el fiscal del distrito de Manhattan, Geoffrey Berman, el exjefe policial jugó un “papel clave en una conspiración internacional de tráfico de drogas” y cometió delitos en nombre del exdiputado “Tony” Hernández y su hermano, el expresidente Juan Orlando Hernández, entre ellos “el asesinato de un traficante rival”, declaró.

De acuerdo con las investigaciones de Estados Unidos, Bonilla Valladares abusó de su cargo para violar la Ley y “supervisó el envío de múltiples toneladas de cocaína hacia Estados Unidos, usó ametralladoras y otras armas para conseguirlo, además de participar en violencia extrema, incluyendo el asesinato de un traficante rival, para impulsar la conspiración”.

La Fiscalía expuso en la imputación de Bonilla las “pruebas presentadas” en el juicio celebrado el pasado octubre de 2019 en Nueva York contra “Tony” Hernández y las “declaraciones hechas ante el tribunal”, en las que se alegó que redes de narcotráfico tuvieron “apoyo” de políticos y agentes del orden en Honduras entre 2003 y 2020.

Cargos imputados

Cargo 1: Participar en la conspiración para importar una sustancia controlada a los Estados Unidos y dentro del territorio aduanero de los Estados Unidos de un lugar fuera del mismo, manufacturar y distribuir una sustancia controlada, con la intención y conocimiento que dicha sustancia sería ilegalmente importada dentro de los Estados Unidos y en las aguas dentro de una distancia de las 12 millas de la costa de los Estados Unidos, manufacturar, distribuir y poseer una sustancia controlada a bordo de una aeronave registrada en los Estados Unidos.

Cargo 2: Usar o portar armas de fuego para promover, o poseer armas de fuego durante y en relación con la conspiración por importación de narcóticos imputados en el primer cargo de la demanda y por instigar y asistir al mismo.

Cargo 3: Participar en la conspiración para usar y portar armas de fuego para promover o poseer armas de fuego durante y con relación a la conspiración para importar narcóticos imputados en el primer cargo.

Deja tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *