Cafetaleros cortan sus plantaciones por falta de mano de obra y altos costos de fertilizantes

Cafetaleros cortan sus plantaciones por falta de mano de obra y altos costos de fertilizantes

VERACRUZ, COPÁN. Ante la crisis en el sector cafetalero hondureño que se ha profundizado por la escasez de mano de obra y el alza de los fertilizantes, ha obligado a muchos productores a tomar decisiones drásticas, como cortar sus plantaciones.

Para el caso, en la aldea San Antonio, de este municipio, el productor Carlos Zavala ha decidido cortar las 12 manzanas de café que ha cultivado durante décadas.

“La situación está complicada; todo es caro, los fertilizantes, la mano de obra, y al final no hay ganancias”, lamentó Zavala.

Según el productor, en tiempos mejores solía obtener entre 80 y 110 quintales de café, pero hoy en día solo registra pérdidas.

“No se encuentra mano de obra; la cosecha se pierde porque hay que suplicarle a la gente que trabaje. Ahora, con tanta gente que ha emigrado, ya no se encuentra nadie para trabajar en ninguna actividad”, explicó.

Honduras, el mayor exportador de café en Centroamérica, enfrenta una disminución en la producción de esta cosecha debido a varios factores, entre ellos el precio internacional, la escasez de mano de obra y los efectos del cambio climático.

El ciclo cafetero comienza el 1 de octubre y finaliza el 30 de septiembre del siguiente año. Según estimaciones del Instituto Hondureño del Café (Ihcafe), el país espera exportar 6.5 millones de quintales (de 46 kilos) en la presente cosecha.

El café es un pilar económico en Honduras, representando más del 5 % del Producto Interno Bruto (PIB) y cerca del 30 % del PIB Agrícola, según cifras oficiales.

En el país, más de 120,000 productores, en su mayoría de pequeña escala, se dedican a la producción y comercialización del café, generando alrededor de un millón de empleos en los procesos de corte, beneficiado húmedo y seco, y transporte.

 

Deja tu comentario